EL GOBIERNO ABRAZA LOS ACUERDOS Y TRATADOS INTERNACIONALES Y DA LA ESPALDA A LOS ACUERDOS Y TRATADOS SOBRE DERECHOS HUMANOS INTERNACIONALES

CARTA PUBLICADA EN EL
Diario Austral, Osorno. Sábado, 12 de mayo de 2007. Sección Cartas
Ex prisioneros políticos

Señor director:

En su edición del lunes pasado se informa que el próximo 25 de mayo, la Unión Nacional de Ex Prisioneros Políticos (www.unexpp.cl) demandará en lo civil al Estado Chileno, representada por su presidente, el ex abogado de la Intendencia de Osorno, Víctor Rosas Vergara, a fin de obtener una indemnización compensatoria para más de dos mil querellantes, que fueron objeto de prisión y tortura por agentes del Estado durante la dictadura de Pinochet.

Al respecto quería pedirle su inestimable colaboración, para que como hombre de bien, difunda a través de su prestigioso diario, esta importante iniciativa, de modo tal que vencido el plazo, ojalá todos los osorninos que sufrieron prisión y tortura se integren a la demanda. Al efecto, los interesados deben concurrir a la brevedad a las oficinas de la organización que funciona en dependencias de la Gobernación Provincial de Osorno.

Importa que esta iniciativa prospere, no sólo por la relevancia que tiene para los afectados y sus familiares, que así podrían finalmente recibir justa reparación.

Importa también que la iniciativa avance, pues mientras no lo haga, la sociedad chilena y el Estado todo permanecerán incumpliendo resoluciones, tratados y convenciones del derecho internacional.

En particular, resulta oprobioso para el Estado Chileno el irrespeto e incumplimiento de la Resolución 60/147 de Marzo 2006, donde la Asamblea General de Naciones Unidas establece principios y directrices básicos sobre el derecho de las víctimas de violaciones manifiestas de las normas internacionales de Derechos Humanos y de violaciones graves del Derecho Internacional humanitario a interponer recursos y obtener reparaciones.

Siendo así, importa la conducta consecuente tanto de nuestras autoridades del Ejecutivo como del Legislativo ya que la plena observancia de la resolución aludida, implicará necesariamente un ajuste de nuestro ordenamiento jurídico que haga efectivo y viable dichos recursos.

Al respecto, no debemos olvidar que en buena medida el proceso de recuperación democrática y el término de la dictadura de Pinochet, estuvo signado por la promoción y defensa de los DD.HH, noble tarea para la cual siempre contamos con la comprensión y respaldo de la comunidad internacional.

No podemos hoy, democráticos todos, pretender abrazar los acuerdos y tratados económicos internacionales y dar la espalda a los acuerdos y tratados humanos internacionales.

Arnaldo Alarcón Villarroel.
Asistente Social U. de Chile.
Magíster Economía y Gestión Regional UACH

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *